En blog

La adecuada instalación de paneles solares en Monterrey es fundamental para el correcto funcionamiento de sistemas fotovoltaicos destinados al aprovechamiento de la radiación solar para transformarla en energía eléctrica. Como es de esperarse, los requerimientos de tal instalación varían según las características específicas del sistema y del tipo de aplicación que se le dará. Para que nuestros visitantes conozcan un poco más acerca de estos aspectos, dedicaremos esta publicación en el blog de ABTEC para hablar del tema.

Para comenzar, es necesario tener en cuenta que los paneles solares Monterrey dentro de sistemas fotovoltaicos están diseñados especialmente para generar energía eléctrica a partir de la obtenida por la radiación solar. Los paneles solares son sin duda el elemento clave y se componen por numerosas celdas solares fotovoltaicas fabricadas, ya sea de arseniuro de galio o de silicio cristalino por sus propiedades conductoras.

Por la forma en que están diseñadas, en las celdas solares se presenta de manera permanente un campo eléctrico que crea las condiciones adecuadas para que se dé el fenómeno de conducción eléctrica por la tensión generada a partir de una diferencia de potencial. En pocas palabras, las celdas solares funcionan de forma similar a las pilas convencionales.

Si bien sin las celdas solares en Monterrey no sería posible generar electricidad a partir de la radiación del sol, en los sistemas fotovoltaicos es necesario incluir otros elementos para darle a la electricidad generada las características necesarias para que su uso sea seguro. Estos elementos deben contemplarse al planificar la instalación de paneles solares en Monterrey e incluyen un inversor eléctrico, el que se encarga de hacer la transformación de la corriente eléctrica continua generada en los paneles, a corriente alterna, que es con la que funcionan las instalaciones eléctricas y aparatos en nuestro país. En aquellos casos en que las plantas de energía presentan una potencia inferior a 100 kW, es posible hacer la inyección directa de la energía a la red de baja tensión, pero en aquellos casos en que la potencia sea mayor, además del inversor eléctrico se requiere de un transformador para que la energía elevada a tensión media pueda inyectarse a la red.

Además de estas consideraciones en cuanto a componentes requeridos en un sistema fotovoltaico, conviene considerar algunas opciones que permitan sacarle el mayor provecho y captar durante más horas al día energía solar; para ello se pueden instalar los paneles solares fotovoltaicos sobre seguidores solares, ya sea de un eje, de dos ejes, con eje azimutal u horizontal. Estos seguidores cumplen la función de mover el panel según la hora del día y la posición del sol, para que el panel se mantenga en posición perpendicular con el sol y capte la mayor cantidad de energía posible.

Como mencionamos al inicio de esta publicación, otro factor de importancia para definir los requerimientos de instalación, es el tipo de sistema fotovoltaico que se instalará y la clase de uso que se le pretende dar. Hoy en día existen diferentes opciones en el mercado, como los sistemas de conexión a la red, cuyos requerimientos de instalación y operación se encuentran regulados por la Comisión Federal de Electricidad, los sistemas fotovoltaicos en isla, los híbridos y los de concentración.

Por sus características y por la normativa vigente en nuestro país, los sistemas de conexión a la red son los más solicitados y empleados para el autoconsumo. La particularidad de estos sistemas es que funcionan de manera paralela con la red eléctrica convencional, además se trata de sistemas más económicos en comparación con los otros tipos disponibles, tienen requerimientos de mantenimiento mínimos. Antes de instalar un sistema de este tipo conviene tener en consideración que solo funcionan cuando la energía que han captado es suficiente, puesto que no disponen de elementos que permitan el almacenaje de energía.

Los sistemas en isla, por otra parte, sí presentan un elemento de almacenaje de la energía generada, que puede ser un acumulador o una batería. Esta característica permite hacer uso de la electricidad incluso cuando el sistema no se encuentre en funcionamiento. Se trata de una opción eficiente, que también es muy utilizada en otros países para el autoconsumo, así como para llevar energía a comunidades que no cuentan con la infraestructura necesaria que las conecte con la red eléctrica. La peculiaridad de los sistemas en isla es que ofrecen autonomía de las compañías de luz, aunque requieren de un mantenimiento mayor en comparación con los de conexión a la red.

Por otro lado, los sistemas híbridos, también llamados conmutados, tiene dos modalidades de operación, con conexión a la red o en isla. Los sistemas fotovoltaicos del tipo híbrido tienen un conmutador que hace la instalación del sistema solar con la red eléctrica en milisegundos y tienen baterías especiales para almacenar energía, por lo que son una opción excelente para hacerle frente a las fallas que llegan a producirse en la red.

Finalmente encontramos los sistemas de concentración, los que sólo se emplean en plantas generadoras de electricidad, los sistemas de concentración operan con tecnología CPV que permite la concentración de la radiación en un solo punto. Para ello disponen de elementos ópticos, así como de seguidores solares y sistemas refrigerantes y pueden ser de baja o media o alta tensión. Las características de los sistemas de concentración exigen que su instalación se haga en grandes extensiones de terreno, en específico en aquellas zonas que presentan alta radiación solar directa.

Considerar los usos para los que está destinado el sistema fotovoltaico es también imprescindible. En el caso del autoconsumo, lo más común es que se utilicen sistemas en hogares y comercios pequeños, o bien, en áreas donde no hay acceso a la red de suministro eléctrico. Los sistemas también pueden cumplir una doble función, como la de decoración, una tendencia que gana más seguidores en la construcción de grandes edificios en los que se colocan los paneles solares en azoteas y fachadas. Otras funciones de los sistemas fotovoltaicos incluyen el suministrar electricidad en estaciones de vigilancia en estaciones meteorológicas, en telefonía, en centrales de transmisión de radio y televisión, en señalización, entre muchas otras de las que hablaremos a mayor detalle en futuras publicaciones en este blog.

Estos son sólo algunos de los aspectos a tener en cuenta para la instalación de paneles solares en Monterrey. Les recordamos que si buscan soluciones en energía solar Monterrey, en ABTEC somos una de las mejores opciones. Para solicitar información detallada acerca de los servicios y productos que ponemos a su alcance sólo tienen que ponerse en contacto con nosotros, con gusto los atenderemos.

Posts recientes
logo
whats